Perros ladraban desesperados por despertar a sus dueños, cuando el hombre despertó llamó urgente al 911

0

Una pareja dormía plácidamente en Michigan, hasta que sus dos perros comenzaron a ladrar sin parar cerca de las 4:30 de la mañana. El marido se vio obligado a levantarse y salir a enfrentar el frío severo de la madrugada para investigar qué estaba pasando.

De manera inmediata se dio cuenta de que, si no fuera por los perros, habría sido demasiado tarde, puesto que sus insistentes ladridos consiguieron sacarlo de la cama.

Al comienzo, los dos perros, Adam y Eva, ladraban locamente y trataban de despertar a sus dueños, Susan y Lonnie Chester. La pareja despertó intranquila por los ladridos, pues eso no era muy común.

Si bien no podía sacar a sus dueños de la cama sencillamente ladrando, Adam comenzó a tirar de la manga de Lonnie. Era tan persistente que Lonnie no podía ignorar a su can y se levantó para seguirlo hasta la entrada principal de la casa. Lonnie creyó que seguramente algo andaba mal afuera.

[Esta chica dice que la preñó un pez, pero ya su historia fue resuelta]

En el momento en que Lonnie abrió la puerta, Adam y Eva salieron corriendo. Llegaron a la entrada, donde una mujer yacía en el suelo. La anciana utilizaba solo un camisón, y estaba temblando de frío. La temperatura estaba a unos 9 °F (más o menos -13 °C).

 

Me miró y me dijo: “Tengo tanto frío”, afirmó Lonnie, reconociendo que la mujer era su vecina de 89 años. “No tengo ni la más remota idea de cuánto tiempo estuvo ahí fuera. Debe haber estado aterrorizada”, dijo Lonnie muy triste.

Así que entró a la mujer rápidamente. La pareja la envolvió en mantas y llamó al 911. Pronto llegaron tanto los paramédicos como la familia de la señora, que la habían estado buscando. La anciana había llegado hasta la casa de los Chester en Norvell.

Susan estimó que su vecina llevaba unos 20 minutos afuera. “Creo que el próximo mes cumplirá noventa años, estaba muy confundida. Esa es la única razón por la que ocurrió. No puedo decir cuál era su condición, mas tenía que hacer algo”, afirmó. Y agregó:

“Pensamos que vio las luces de nuestra casa y fue hacia ella, pues aparte de las luces, estaba muy oscuro”.

Susan afirmó que la mujer tenía congelado un pie, pero que estaba bien. La mujer y su esposo festejarán su 70º aniversario de bodas la próxima primavera.

Los Chester estaban orgullosos de sus perros por salvar la vida de la anciana.

“Nos sentíamos increíbles, impresionantemente orgullosos, sorprendidos de estos perros y lo sensibles que son. Tienen súper poderes”, afirmó Susan.

Mira el vídeo ahora (pero está en inglés, ¿ius pik inglich?).

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here