Madre comparte un mensaje DESGARRADOR para recordar por qué nunca debes bromear sobre la maternidad

0

Kayla tuvo un aborto espontáneo hace mucho tiempo. La mujer llevó su historia a Facebook y deseaba compartir con sus amigos las razones por las que no hay que hacer bromas sobre el embarazo o la pérdida de bebés. Lo que Kayla nunca esperó fue que su libro se volviera viral y que llegara tan lejos en las redes sociales.

De esta manera, Kayla quiere asegurarse de que la gente recuerde lo difícil que es para muchas personas concebir y el dolor que sienten cuando pierden un bebé.

En su historia, Kayla escribió lo siguiente:

Las bromas sobre el embarazo no son agradables. No tienes ni idea de lo doloroso que es tener un aborto. Mi cara de angustia en esas fotos es una prueba de ello. Evito ir a la cama, pues tan pronto lo hago, estoy sola con mis ideas en la cama.

La mujer continuó su mensaje usando las siguientes frases que provocaban la reflexión:

Mi mente ha dejado de desviarse en la única cosa que me rompe el corazón. Y todo lo que pude hacer es gritar. Mis ojos están tan hinchados y oscuros que parece como si mi corazón estuviera roto. He llorado tanto que me quedo dormida y no siento nada. He estado tan molesta y enfadada por todo, pero no puedo explicar por qué.

Una parte del mensaje que capturó la atención fue esta, ya que expresa esa dura sensación de falta; un sentimiento inexplicable de extrañar a alguien que ni siquiera has podido conocer:

Es difícil intentar estar contenta cuando tu bebé no podía entender lo que era el amor. Es tan difícil extrañar a alguien que nunca has conocido. Es un dolor que nadie puede explicar. ¿Lloras por ello?

Al concluir su publicación, Kayla animó a la gente a pensárselo dos veces antes de fingir que estaba embarazada como una broma:

Porque lo que es divertido por un segundo ante tus ojos, aplasta el corazón de otra persona por toda la eternidad.

Pero no todo es sombra, no todo es oscuridad dentro de la vida de esta mujer, a medida que pasaron las años quedó embarazada y ahora la conclusión de su narración tiene un final feliz. Tal vez esta sea la razón por la que llamó a su hijo “Rainbow” [Arcoíris en español]. Para poder expresar la ansiedad que experimentó en su próximo embarazo en lugar de abandonar su manifestación anterior, la mujer escribió un nuevo mensaje:

Entendí por qué Dios se llevó a mi bebé y gradualmente comencé a sanar. Pero, permíteme aclararte esto, aunque lo sabía y aunque ahora está bien, el dolor no ha desaparecido. Todos los días tuve miedo de mi embarazo hasta las 32 semanas, de escuchar su corazón y de lo perfecto que es ahí dentro.

En resumen, el humor es una parte vital de la vida de cada ser humano. Sin embargo, también es una herramienta de comunicación extremadamente efectiva para comunicar mensajes importantes. Por lo tanto, tenemos que ser muy cuidadosos sobre cómo nos expresamos para no dañar los sentimientos de otras personas.

Fuente: Good to know how