El último adiós a la reina de belleza Elisa Juárez antes de salvar a 5 personas con sus órganos

0

La reina de belleza de origen mexicano Elisa Betzabeth Juárez García tenía un futuro prometedor, pero el destino la sorprendió arrebatándole la vida a sus apenas 19 años de edad.

La joven estudiaba Literatura y fue candidata a Mexicana Universal Baja California Sur 2017.

Sin embargo, inesperadamente fue diagnosticada con una hemorragia cerebral severa, de la cual jamás logró recuperarse a pesar de todos los esfuerzos de los médicos. Tristemente, perdió la vida; pero bien dicen que la belleza verdadera es la del corazón y es la que trasciende y permanece.

Es el gran legado que esta joven quiso dejar al mundo, ya que tras haber perdido la batalla de la vida, sus padres inmediatamente quisieron cumplir su último deseo: donar sus órganos para salvar otras vidas.

Tras su muerte, Elisa salvó a 5 personas más con sus órganos

Elisa estaba internada en el Hospital de La Paz, en Baja California, donde el pasado 16 y 17 de abril se dio lugar al procedimiento de la donación de órganos, respetando su última voluntad.

En el Hospital General se aguardaba el momento en que el personal médico trasladara a la joven. Recibió un emotivo último adiós mientras su cuerpo era transportado por los pasillos rumbo al quirófano.

Decenas de médicos rompieron en aplausos y en lágrimas de emoción antes del gran gesto de amor de Elisa

En medio de lágrimas y gratitud, Elisa fue despedida en una caravana donde familiares, amigos, médicos y personal del IMSS, reconocieron y apoyaron su decisión de salvar vidas.

Elisa donó su hígado, dos riñones y dos córneas a pacientes que se encontraban en lista de espera.

Los riñones fueron trasplantados con éxito a dos pacientes del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMS), que padecían Insuficiencia Renal Crónica Terminal, y que se encontraban en lista de espera desde hace varios años, según declaró el Coordinador de Donación y Trasplantes de Órganos y Tejidos, Dr. Juvenal Vidrio Almeida.

Mientras que las córneas fueron donadas también a dos pacientes del IMSS que padecían ceguera visual y para los que su única esperanza era un trasplante. Por último, el hígado fue trasplantado en la ciudad de México.

Los padres de Elisa honraron el deseo de ser donante voluntaria de órganos para que otros pudieran salvar su vida.

Con tan solo 19 años de edad, la reina de belleza trascendió aun después de su muerte, logrando mejorar la calidad de vida de cinco personas.

El personal médico ha reconocido este altruista gesto como digno de ser imitado, ya que existe un tabú alrededor de este tema y son muchos los que deciden no donar órganos, mientras cientos de vidas pierden la suya suplicando un órgano que les permita vivir.

Es una lamentable pérdida, pero nos enorgullece saber que gracias a su noble corazón 5 vidas más tienen un futuro por delante. ¡Vuela alto, Elisa! Tu gesto será recordado por siempre. ¡Compártelo!

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here