Desconsolada madre de Wisconsin compartió recientemente fotos de sus gemelos prematuros

0

Mira la imagen más abajo

Una desconsolada madre de Wisconsin compartió recientemente fotos de sus gemelos prematuros que habían nacido muertos después de 20 semanas en el útero.

Desiree Buhrow-Olson, 21, de Blair, Wisconsin, se enteró de que estaba embarazada por primera vez a principios de este año. Dijo que ella y su compañero Tom Gehrke estaban emocionados de ser padres por primera vez. Su fecha de vencimiento fue en septiembre.

La alegría se convierte en llanto

Su emoción se convirtió en conmoción y dolor cuando sus bebés murieron en el útero después tener complicaciones durante el embarazo y a manera de luto ella decidió compartir las imágenes de sus pequeños en el internet

“Publicar las imágenes de mis  bebés me ayuda, mirando sus fotos y sus huellas que habíamos tomado, y los moldes de yeso que se hicieron horas después de que fallecieran”, dijo.

Unas semanas después de su embarazo, Buhrow-Olson comenzó a experimentar complicaciones. Cuando los médicos realizaron una exploración, descubrieron que estaba embarazada con uno o dos bebés.

Los médicos también encontraron un quiste del tamaño de un pomelo en su ovario izquierdo que puso en peligro la vida de sus trillizos, según el informe. Ellos programaron la cirugía de Buhrow-Olson en marzo, pero una exploración previa a la cirugía reveló que uno de los trillizos había muerto.

“Tuve algunas manchas antes, pero pensé que habría habido más sangre, la pérdida de un bebé”, dijo. “La llamábamos Madeline y era difícil darse cuenta de que había muerto. Fue triste de escuchar, pero aún estábamos agradecidos de que los otros dos todavía estuvieran vivos. Sin embargo, estaba nervioso por la operación. No quería perder más bebés “.

La cirugía fue bien y pasaron dos meses. Luego, la joven madre dijo que notó una mancha húmeda en la cama donde estaba acostada.

Buhrow-Olson dijo que fue al hospital donde los doctores supieron que uno de los sacos de su gemelo no nacido había sido perforado y estaba goteando. Al día siguiente, dijo que su hija Natalie había nacido muerta. Unos minutos más tarde, su hijo Mason llegó, respirando. Pero él estaba demasiado subdesarrollado para sobrevivir, y murió unas horas más tarde.

Ambos bebés pesaban aproximadamente media libra. Natalie medía 9,25 pulgadas, mientras que Mason medía 9,5 pulgadas. Ella y su pareja tuvieron gemelos y un fotógrafo tomó fotos con ellos. También tenían huellas hechas.

La pareja tenía muchos familiares y amigos que los seguían a ellos y a sus bebés por nacer en su viaje de embarazo. Por lo tanto, parecía natural compartir las fotos de los bebés en línea para ayudar a todos  sentir dolor.