Conoce los beneficios del te de hoja de laurel para tu salud.

0

Hay muchos tipos de plantas cuyas hojas se conocen como “hojas de laurel”, pero la verdadera hoja de laurel se conoce científicamente como Laurus nobilis, y esta es la variedad rica en nutrientes que se analiza en el artículo.

Muchas otras hojas tienen un aspecto y aroma similar a las hojas verdaderas de laurel, pero no tienen el mismo contenido de nutrientes.

¿En quién podemos confiar con las pautas nutricionales?

Esta planta es un árbol pequeño nativo de la región mediterránea. Los árboles de laurel estuvieron presentes en toda la región, pero los climas cambiantes han reducido su crecimiento natural.

El laurel, proviene de la familia de las lauraceas, y han sido parte del mundo culinario y medicinal durante miles de años, que se remontan, al menos, a la época romana.

Utilizado ampliamente en la medicina tradicional, la hierba también se considera como un símbolo de honor. Los antiguos griegos coronarían a sus héroes de guerra y olímpicos con una corona de hojas de laurel.

Esta planta es un árbol pequeño nativo de la región mediterránea. Los árboles de laurel estuvieron presentes en toda la región, pero los climas cambiantes han reducido su crecimiento natural.

Bebida natural para limpiar el colon

Los beneficios de salud más impresionantes de las hojas de laurel incluyen:

  • Su capacidad de desintoxicar el cuerpo y protegerlo de infecciones bacterianas.
  • Retrasar el proceso de envejecimiento.
  • Acelerar la cicatrización de heridas.
  • Controlar la diabetes.
  • Mejorar la salud del corazón.
  • Reducir la inflamación.
  • Aliviar problemas respiratorios.
  • Optimizar la digestión.
  • Reduce los niveles de azúcar en la sangre y previene la diabetes tipo 2 en personas con factores de alto riesgo para la enfermedad.
  • Mejorar el crecimiento del cabello.
  • Reducir la caspa y tratar el cuero cabelludo con picazón.

Los usos de las hojas de laurel incluyen moler las hojas en una especia para dar sabor a sopas y guisos, pero se agregan más comúnmente en su forma completa como saborizante para ciertos platos italianos y luego se quitan o se usan como guarnición.

Las hojas enteras no se consumen comúnmente. No existe una amplia gama de aplicaciones culinarias para las hojas de laurel, aunque los extractos de estas hojas tienen numerosos usos médicos.

“Mastica clavos de olor y verás”, me dijo un médico… ¡Se lo agradeceré por siempre!

Estas hojas también son un elemento popular en aromaterapia y tratamientos a base de hierbas para diversas afecciones respiratorias y de la piel.

Las hojas de laurel son una rica fuente de vitamina A, vitamina C, hierro, potasio, calcio y magnesio. También la inclusión regular de hojas de laurel en las comidas promueve la salud general. Conoce cómo hacer el té de hojas de laures y así aprovechar todos los beneficios que trae para tu salud.

Beneficios para la salud del té de hojas de laurel.

Como té, el sabor es más sutil y tenue que cuando se come, y tiene una calidad picante que lo hace bastante popular. Más importante aún, sin embargo, es una sustancia tanto preventiva como tónica que puede ayudar con una variedad de condiciones de salud.

El té de hoja de laurel, repleto de una dosis saludable de vitamina C, A, calcio y magnesio, tiene efectos beneficiosos sobre los sistemas nervioso e inmunológico, las inflamaciones, la ansiedad y la obesidad.

Sistema nervioso.

Numerosos estudios han encontrado que las hojas de laurel pueden tener un efecto sobre el sistema nervioso central, incluidos el ayudar a calmar los trastornos nerviosos y asegurar que la comunicación se produzca sin problemas alrededor del cuerpo.

Piel.

Cuando se frota tópicamente sobre la piel, se sabe que las hojas de laurel tienen propiedades curativas, y lo mismo ocurre cuando estas hojas se preparan para formar un té.

Los antioxidantes pueden ayudar a retrasar la aparición de arrugas, manchas de envejecimiento e imperfecciones, e incluso agregar elasticidad a la piel.

Acaba con la diabetes, la ceguera, la presión alta, quema grasa y ayuda a tu corazón

El corazón.

Con una buena cantidad contenida en este té de vitamina C y vitamina A, beber una taza de este té con regularidad puede ayudar a reducir la presión arterial e incluso a reducir los niveles de colesterol, mientras se mantiene la integridad de los vasos sanguíneos y las arterias.

Diabetes.

Las hojas de laurel tienen un efecto bien conocido en el control del azúcar en la sangre dentro del cuerpo. En términos generales, cuando se bebe con moderación, este té puede ayudar a regular la liberación de glucosa e insulina, lo cual es una buena noticia para los pacientes diabéticos.

Condiciones inflamatorias.

Hay muchas condiciones inflamatorias que se sabe que este té puede remediar, incluidos los juanetes y el dolor de la artritis, así como dolor de cabeza, gota y otros problemas crónicos con las articulaciones inflamadas.

Estrés y ansiedad.

El sistema nervioso central responde a este té, lo que puede ayudar a alterar los niveles de estrés. Hay una calidad relajante en este brebaje ligeramente picante, capaz de mantener los niveles de la hormona del estrés bajas y bajo control.

Técnicas contra el envejecimiento vaginal para mujeres maduras.

Cáncer.

Se sabe que algunos de los antioxidantes en este té eliminan los radicales libres y ralentizan la diseminación de los tumores, incluso estimulando la apoptosis de las células cancerosas.

Digestión.

Existen ciertas enzimas en las hojas de laurel que aceleran el proceso digestivo y ayudan a obtener más nutrientes de los alimentos que se consumen.

Dificultad respiratoria.

El uso de este té para calmar la tos y el dolor de garganta es común en áreas donde se cultiva ampliamente.

Remedios naturales eficaces para aliviar el dolor en las articulaciones.

Cómo hacer té de hoja de laurel.

Preparar este té de laurel en casa es muy simple, aunque tomará un poco más de tiempo para prepararlo que la mayoría de los tés de hierbas.

Ingredientes:

  • 3 hojas grandes de laurel.
  • 1 lt agua.

Procedimiento:

Agregue 3 hojas grandes de laurel a una olla de agua (hojas frescas). Ponga al fuego y deje hervir el té durante 3 minutos apagando el fuego pasado este tiempo. Deje las hojas de laurel en el agua apagada y caliente por 4 minutos adicionales. Cuele las hojas de laurel y sirva el té caliente. Si agrega edulcorante natural o leche, hágalo con moderación, ya que el sabor es bastante delicado.