Aprenda a perder peso comiendo almendras

0

Espero que te gusten las almendras, y si no te gustan, busca la forma de que te empiecen a gustar, porque la noticia es que con las almendras puedes perder peso, debido a que son una forma natural y sana y de quemar grasa.

Sus beneficios no se relacionan únicamente con quemar grasa, sino que son muy importantes para la salud, debido a que aportan ciertos beneficios al organismo porque son ricas en hierro, potasio, zinc, calico y magnesio. También, un estudio ha demostrado que contienen calorías que se convierten en grasas buenas, lo que ayudará a bajar el nivel de colesterol, y el riesgo de sufrir un ataque cardíaco.

Algunos datos acerca de las almendras

Las almendras son ricas en fibra dietética, que hará mejorar tu digestión y que te sientas llena previniendo que comas de más. Las almendras son ideales como snack para llevar en el bolso y evitar que comas otros alimentos que podrían tener grasas saturadas y hacerte subir de peso.

Te voy a comentar algunos beneficios para que empieces hoy mismo a consumir almendras y quemar esa grasa de más que odiamos:

Bajar de peso fácil y rápido, al consumir cada día esta nuez, puedes eliminar hasta el 16 % de grasa corporal en apenas 3 meses.

Las puedes comer como snack a cualquier hora, cuando sientas saciedad y evites comer de más.

Las puedes ingerir de diferentes formas, con fruta o licuadas añadiéndoles una proteína que aumente su contenido nutricional. Las puede probar en ensaladas y sopas.

¿Qué cantidad de almendras debo comer?

Recuerda que no se debe caer en excesos, así que asegúrate de comer la cantidad necesaria, pues como dije antes, las almendras tienen un alto nivel de calorías que podrían causar el efecto contrario y aumentarte de peso.

Es importante que conozcas la información nutricional que tienen 10 gramos de almendras: 14 gramos de fibra, 20 gramos de proteínas, minerales como calcio y magnesio, 54 gramos de hidratos de carbon, vitamina E 24 y ácido fólico, 612 calorías ¡Mucho cuidado!

Sin lugar a dudas,  las almendras son un fruto nutritivo y delicioso, te animamos a comerlas y poco a poco vas a ver tu cuerpo más delgado y saludable. Es un hábito sano que te facilitará muchas propiedades y beneficios.

En caso de que no quieras comerlas siempre crudas, puedes probar la leche de almendras, el agua de almendras, el aceite y las semillas

Solo de estar mencionándolas me dan ganas salir corriendo para buscar algunas, pero hay algo de ellas que me gusta bastante y es la leche de almendras Esta leche es ideal,  porque es mucho más saludable que la leche de vaca, nos hace perder peso y favorece el buen funcionamiento del sistema digestivo, además de no causar inflamación.

Busca lápiz y papel para darte una receta y te animes a probar la leche de almendras.

Receta para preparar leche de almendras

Ingredientes

1 taza con 125 gramos de almendras

1 pizca de canela en polvo

3 tazas de agua

Preparación

Colocar las almendras en un recipiente pando y cubrirlas con agua.

Dejarlas remojando hasta el día siguiente.

Pasado un día, las aclaras bien con el agua, escurres y las pones en la licuadora.

Agrega las tres tazas de agua y licúa bien.

El líquido resultante debes ponerlo en un recipiente de cristal y asegurarte que quede muy bien cerrado.

Agrégale la canela, la cual ayudará a que conservar mejor el estado de la leche y tenga major sabor.

Te aseguro que sabe maravillosamente buena.

Otra forma en que las almendras pueden ayudarte a bajar de peso, es comiéndolas crudas entre las comidas. Esto hará que tu apetito sea menor.

Sácale provecho a todos los beneficios que las almendras te ofrecen, inclúyelas en tu menú y prepara comidas sabrosas ricas en fibra e ideales para quemar la grasa.

Algunos estudios acerca del consumo de las almendras indican que elevan los niveles de lipoproteínas de alta densidad, esto quiere decir, a que tengas colesterol bueno y elimina el colesterol malo.

Antes de finalizar, no puedo dejar de recordarte que debes estar muy pendiente a posibles alergias, ya que muchas personas pueden sufrir algún tipo de trastorno porque no toleran las almendras. Mucho cuidado antes de consumirlas y consulta un médico si notas algún efecto no deseado.

¿Cómo saber si eres intolerante a las almendras.?

Los síntomas son muy parecidos a otras alergias orales, se presenta con: urticaria de contacto, diarrea, vómito, calambres, falta de aliento, náuseas, dificultad al respirar, comezón, congestión nasal, ojos llorosos, estornudos, pérdida de la conciencia, enrojecimiento en el rostro, etc.

¿Ya probaste las almendras?