10 cosas de las que te arrepentirás cuando seas viejo

0

En el transcurso de la vida a las personas les pasa un montón de cosas, pero nunca nos detenemos a analizar o reflexionar lo que debíamos haber hecho en el pasado.

Pero, si aún hay tiempo, usted tiene la oportunidad de evitar el arrepentimiento de muchas cosas simples en la vida, que pueden ser importantes, muchas veces por prejuicios o por tantas razones personales que nos impiden vivir a plenitud nuestra vida. Estos consejos pueden ayudarte a mejorar tu vida AHORA.

Cosas de las que te arrepentirás cuando seas viejo

1. No escuchar los consejos de tus padres:

Cuando sé es joven se piensa que lo sabemos todo, por lo que nunca escuchamos a nuestros padres. Olvidamos que ellos también una vez tuvieron nuestra edad. Pero créenos, cuando crezcas, querrá escuchar su voz. Todo lo que te dijeron era cierto y era por tu bien.

2. No haberte esforzado más en la escuela:

El hecho de que obtengas las mejores notas no significa que eres el mejor, pero un día por alguna razón desearás haber prestado más atención a la clase.

3. No a renunciar a un trabajo que odias:

Sabemos que hay un montón de compromisos y responsabilidades: pagar casa, luz, etc., pero si no tienes un plan para mejorar, puedes pasar casi toda tu vida viviendo en un trabajo similar al infierno.

4. Tener miedo de decir “te quiero”:

Esta es una de las cosas más comunes, te arrepientes de no expresar tus sentimientos a esa persona que amas durante tanto tiempo.

5. No haber aprendido otro idioma:

Te aseguro que te arrepentirás al recordar que pasaste 4 años tratando de aprender inglés en la escuela y no recuerdas nada.

6. No haber viajado, aunque tuviste la oportunidad de hacerlo:

El mundo está lleno de lugares para explorar, mientras vas envejeciendo se vuelve más difícil planear un viaje. La familia va creciendo y cuando vienes a ver 3 o más personas resulta más difícil para planear unas vacaciones que para ti mismo.

7. No jugar más con los niños:

Cuando tengas un hijo notarás cómo pasa de decirte: “¡Porfa, vamos a jugar!” a “¡Sal de mi habitación!”

8. No pasar más tiempo con tus seres queridos:

Todos sabemos que el tiempo que pasamos con las personas que amamos es limitado y se acabará pronto. Cada minuto cuenta, sobre todo, cuando te informan que a tu ser querido solo le queda un mes o pocas horas de vida…

9. Preocuparse demasiado por todo:

Si algo tiene solución ¿por qué te preocupas?, y si no tiene solución, ¿para qué te vas a preocupar?

10. No apreciar el momento:

A menudo nos preocupamos más por el futuro de lo necesario, pero recuerda detenerte y admirar lo que te rodea es algo bueno, hazlo.